FOTOS HISTORICAS

FOTOS HISTORICAS
FOTOGRAFÍA TOMADA EN INGENIERO MONETA

lunes, 27 de diciembre de 2010

BUENAVENTURA LUNA


Buenaventura Luna y sus antepasados irlandeses.                                                   

1955 - 29 de julio – 2008

                        “Nunca perece del todo                             que su osamenta vencida 
                         el buen gaucho aunque haya muerto       güelve otra vez a la vida
                         pues ha de tener por cierto                       hecha luz sobre el desierto.”

                                                                   B. Luna: “Sentencias del tata viejo”

    Su verdadero nombre era Eusebio de Jesús Dojorti; nació el 19 de enero de 1906 en Huaco, un pequeño pueblo del departamento de Jáchal, provincia de San Juan y murió    lejos de su tierra, en Buenos Aires, el 29 de julio de 1955, a los 49 años de edad.  Sus restos fueron trasladados un año más tarde al cementerio de su Huaco natal, donde  descansan bajo una lápida con forma de guitarra, al pie de un añoso algarrobo.
   
    El apellido Dojorti es una alteración tal vez involuntaria del original y tan irlandés Dougherty, ya que su antepasado John Dougherty pertenecía al ejército inglés que invadió Buenos Aires en 1806. Después de la derrota fue enviado como prisionero a las  provincias del norte y allí contrajo matrimonio; sucesivas generaciones introdujeron variantes, no sólo en los rasgos físicos de la familia, sino hasta en la grafía del apellido  que se convirtió en Dojorti. 

    Del matrimonio de Ricardo Dojorti, heredero del señorío de sus progenitores y primer intendente de Jáchal en 1909, con doña Urbelina Rocco, nació Eusebio de Jesús Dojorti y Rocco. Desde muy temprana edad demostró sus dotes por las letras: a los doce años escribió y publicó su primer artículo periodístico. Adoptó el seudónimo de Buenaventura Luna, hombre de confianza de su abuelo, al que acompañaba en las tareas de campo en la propiedad familiar y al que consideró mentor de su creación artística.  
   
    Su breve actuación en la política de su provincia le hizo conocer la persecución y la cárcel; desistió de esta actividad y se dedicó a la poesía y al periodismo, optando por la radio como su gran medio de comunicación. Fue un cronista musical de su propia gente. En todas sus obras no solamente mostró a Huaco, a Jáchal, o a San Juan, sino a todo un país. Creó la Tropilla de Huachi Pampa (1) y Los Manseros de Tulum, reconocido grupo musical que actuó con éxito a fines de los años treinta y durante la década del cuarenta. Condujo  polémicos programas en radios  de su provincia, Buenos Aires y Chile.
   
    Escribió numerosas zambas y canciones célebres, compartiendo la autoría con famosos músicos y cantantes de esa época y se lo recuerda especialmente por sus poemas  Sentencias del tata viejo. A pesar de sus logros artísticos, siempre retornaba a su fuente de inspiración: el viejo molino familiar y el sereno e iluminado valle de Huaco donde pasó una niñez feliz que marcó su personalidad e inspiró su obra poética. Quizás desde la lejana isla de sus ancestros la mágica influencia de los antiguos bardos irlandeses pudo alentar su inspiración y deslizarse calladamente en las estrofas de su poesía, que marcó un hito en la historia huaqueña.
  
                                                                                                                   Colaboración Julia McInerny 


Fuentes:“Linaje de Buenaventura Luna: del Dougherty invasor al Dojorti invadido”
Mg. Guillermo Collado Madcur – San Juan
Municipalidad de Jáchal http://www.jachal.gov.ar/galeria_huaco.htm 
Biografías del folclore argentino http://ar.geocities.com/jucazam/fogon/biografias/buenaventura-luna.htmlhttp://www.irishgenealogy.com.ar/genealogia/D/Doherty/John2.php 

(1) La Tropilla de Huachi Pampa fue un conjunto de música folklórica de Argentina, organizado y dirigido por el sanjuanino Buenaventura Luna e integrado por diferentes artistas a lo largo de su existencia, entre ellos los mendocinos Antonio Tormo y Diego Canales, Remberto Narváez, José Samuel Báez, Zarco Alejo (José Castorina) y el salteño Eduardo Falú, que actuó con éxito entre 1937 y 1942. Fue el primer conjunto de música folklórica en transmitir sus interpretaciones por radio, con impacto nacional.
El 1 de octubre de 1937 debutaron en Radio El Mundo de Buenos Aires, abriendo camino a la difusión masiva de la música folklórica en Argentina. El éxito de su presentación llevó a la emisora a poner en el aire en 1939, "El fogón de los arrieros", conducido por Buenaventura Luna y con la actuación del conjunto y el auspicio de cigarrillos Caravana.1 2

La Tropilla de Huachi Pampa
En 1942 el grupo se separó. Han dejado grabadas algunas placas originales de difícil hallazgo. Los sellos grabadores BMG Argentina y Altaya produjeron en forma conjunta en 2000, un CD de La Tropilla de Huachi Pampa, con el título de El beso. Algunos de sus éxitos fueron "Vallecito", "Entre San Juan y Mendoza", "Puentecito de mi río", "Cantar de los arrieros", "El beso".
Fuente: www.es.wikipedia.org    

No hay comentarios: