FOTOS HISTORICAS

FOTOS HISTORICAS
SANATORIO ESPAÑOL, HOY GRAVIDA

martes, 26 de agosto de 2014

EL CONVENTO



FUNDACIÓN DEL CONVENTO FRANCISCANO


  Durante el lago período que nuestro país fuera colonia, la obligada vía fluvial del Paraná, junto a sus adyacencias, cobró una verdadera importancia para la comunicación de Asunción del Paraguay con la madre patria en Europa. En aquel entonces la importancia de esta ciudad americana, floreciente centro de hispanidad era de primer orden ya que persistió la idea durante un tiempo que podría llegar a ser una salida al Atlántico para el Alto Perú y posteriormente centro de contención para las siempre renovadas invasiones lusitanas (portuguesas).
   
  Fue el 26 de agosto de 1748 cuando el Rey Fernando VI aceptaba terrenos sobre la margen derecha del Paraná, donados por Fray Francisco Antonio de Goycoechea para que allí se levantase un convento de la orden de los Franciscanos, de intensa vida al final de la colonia. luego de una larga y fecunda historia hoy día se levanta la Municipalidad de la Floreciente ciudad de San Pedro.
   
  Por allí que  cobró notoriedad un hecho desencadenado por la primera invasión inglesa. Cuando el Virrey Sobremonte abandona precipitadamente Buenos Aires tras el desembarco de Beresford, tratando de resguardar los tesoros de la ciudad, los divide en tres fracciones, partiendo una de ellas a Córdoba, una segunda a Luján y la tercera al Convento de San Pedro. Derrotados los ingleses, el cura Doctor Feliciano de Pueyrredón, hermano del Brigadier Juan Martín hace volver las cajas reales con sus doblones, custodiada por un escuadrón de Húsares, integrada por lugareños, pero los doblones nunca llegan a destino, perdiéndose misteriosamente en el trayecto.
   
  Esta veleta, la más antigua conocida que se tenga noticia en la Provincia de Buenos Aires, parecía condenada a desaparecer, pero es rescatada, sacada de entre los escombros, por el arquitecto José María Peña en 1968, actual director del museo de la ciudad, junto con un grupo de inquietos profesionales que integraban el Museo San Roque. El viejo gallito, humildemente aún vive. Hay una réplica de ella sobre la calle Alsina, aproximadamente al 350, en la vereda de los números pares.

Fuente desconocida

No hay comentarios: