FOTOS HISTORICAS

FOTOS HISTORICAS
ALMACEN EL CANTÁBRICO

martes, 20 de diciembre de 2011

PIROTECNIA y MASCOTAS

    La costumbre de celebrar con fuegos artificiales se incrementa cada vez más y su uso se ha extendido durante todo el año a los certámenes deportivos, fiestas de egresados, triunfos políticos y cualquier otro acontecimiento que se pretenda realzar, con estruendos cada vez más intensos. Durante los festejos de Navidad y Año Nuevo se potencia el uso de la pirotecnia como una expresión de felicidad,  basada en inexplicables y secretos componentes de la personalidad humana que afloran en esta cuestionable práctica y se imponen con cierta prepotencia.
    La pirotecnia se ha legalizado a pesar de acarrear los tan conocidos y reiterados serios peligros para las personas, especialmente para los niños, con la anuencia de las autoridades que en el mejor de los casos, se limitan a dar a conocer la extensa lista de los accidentes registrados una vez finalizados los festejos. En muchas comunas ya surgen campañas de prevención para desalentar su uso, a las que se unen también las Asociaciones Protectoras de Animales.  Pero las voces autorizadas de médicos y veterinarios preocupados por el tema, parecen no ser demasiado atendidas y es así como las lamentables consecuencias se repiten año tras año ya que además las mascotas y animales domésticos padecen graves daños debido a los efectos causados por los estallidos.
    La capacidad auditiva de perros y gatos es mucho mayor que la de los seres humanos, por eso el ruido ensordecedor de los artículos de  pirotecnia pueden  provocarles estrés, nerviosismo, agitación, desorientación y un gran sufrimiento. Es común ver perros accidentados y perdidos, lastimados al pretender huir de los cercos que habitualmente los contienen, sin rumbo y enloquecidos. Peores son las consecuencias para los gatos, que son afectados en sus hábitos, en su alimentación y hasta en su conducta. 
    Todos los profesionales coinciden en aconsejar a los poseedores de perros y gatos que les brinden todo su afecto, su compañía y sus cuidados durante los inevitables episodios de estruendos que tanto los afectan, tomando especiales precauciones si estos queridos amigos van a quedar solos en una casa o departamento.  
    El 15 de Octubre de 1978 la UNESCO promulgó la Declaración Universal de los Derechos del Animal, donde en un párrafo del preámbulo dice “que la educación debe enseñar, desde la infancia, a observar, comprender, respetar y amar a los animales”. Bueno sería tener muy en cuenta estos conceptos para ayudar a las dulces y queridas mascotas con todo el amor que merecen, y para que los padres den como ejemplo a sus hijos la solidaridad, donando lo que gastarían en la compra de pirotecnia a alguna de las campañas de recolección de alimentos y juguetes para beneficiar a quienes los necesiten. 
 
Colaboración: Julia McInerny

Fuentes:
http://www.mascotas.org/29-11-2010/perros/la-pirotecnia-y-las-mascotas

No hay comentarios: